Seguidores

ESTE ES TU OTRO BLOG

ESTE ES TU OTRO BLOG
Pincha aquí y conoce este blog

sábado, 8 de septiembre de 2012

DE REYES Y "MINDUNGUIS"

  Hace muy pocos días, los canales de televisión se vieron invadidos por escenas deportivas con las Olimpiadas de Londres 2012. Si, como mucha gente, yo también las seguí ocasionalmente pues en todas las cadenas se hacían eco de los logros de l@s españoles... No le voy a quitar su mérito, pues lo tiene, pero como he dicho las seguí solo ocasionalmente.
  Sin embargo, días después, se han entremezclado otras imágenes y retransmisiones que todos habéis podido ver y se ha podido ver hasta donde la condición humana puede llevarte...
  Me gustaría que vierais este vídeo y sacarais luego conclusiones de las siguientes imágenes para que entendierais el significado del título que le he dado a esta entrada.



  Ha sido increíble verdad... Y nosotros quejándonos por cualquier cosa.



  Es sorprendente ver como en un medio que no es el nuestro, el agua, un medio en el que muchos nos sentimos, y me incluyo, como tarugos a la deriva, otros, a las claras con más dificultades que nosotros, hacen de ella lo que para nosotros es el suelo por el que si podemos andar... Y todo ello con la única intención y a la vez desinteresada de vencer sus propias limitaciones.


  En la mayoría de las ocasiones, los protagonistas son completos desconocidos para todo el mundo, desconocidos que se coronan reyes de sus especialidades, en ocasiones porque les gusta una especialidad y en otras porque en el pasado esa o parecida eran su medio de vida, tal es el caso de Zanardi, que pasó de ser un gran piloto de coches a una bici paralímpica sin tapujos ni complejos logrando los mayores laureles.


  En otros casos, el único motivo de participación, aparte del de autosatisfación es el de representar a tu país con orgullo hasta el punto de, valientes donde los haya, romper a llorar, como es el caso de este mejicano, tras conseguir la primera medalla olímpica paralimpica para su país. Bravo.


No importa el puesto conseguido, ni el fruto del esfuerzo a la hora de volver, solo representando a su país, algunos se dan por pagados y lo agradecen con la mayor y más sinceras de las sonrisas pues ellos si lo han conseguido, tal es el caso de este equipo de portugueses... GRANDES, GRANDES GRANDES.


Pero como en todo en esta vida, se colaron escenas que uno detesta y casi logran eclipsar las anteriores, Escenas de mimados de esos que ganan  40 millones de euros al año, que ganan 1'5 veces al día lo que tu ganas en un año y que se sienten con el derecho de decir que están tristes, que no se les valora, que no se les quiere...


  Y como es normal, se les paga con lo que se merecen...